Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal (Tecla de acceso S)

Sección de utilidades

Acceso clientes

Hágase cliente

Fin de la sección de utilidades

es

Está usted en:

  1. Inicio
  2. Nosotros
  3. Noticias

Banca March - Crecemos con valores, crecemos juntosNoticias

Comienza el contenido principal

En Banca March queremos mantenerle siempre informado, por eso le ofrecemos en esta sección la posibilidad de conocer todo aquello que le interesa.

02/02/2020

El Brexit se materializa, nueva etapa para Europa

Tras tres años y medio de incertidumbre, lapso de tiempo transcurrido desde la celebración del fatídico referéndum sobre el Brexit, el pasado viernes se materializaba la salida de Reino Unido de la Unión Europea. La segunda potencia europea y sexta mundial nos deja, menguando las estadísticas de una Unión Europea que, en su máximo apogeo, ha llegado a acoger más de 500 millones de habitantes en su seno y generado un PIB nominal cercano a los 19 billones de euros.

Pese al fiasco que ha supuesto, a nivel económico y emocional, la salida de un miembro tan significativo, la respuesta de la U.E. durante el proceso ha sido muy positiva. Los británicos se han encontrado con la unidad y firmeza de los países miembros en estos meses, exigiendo a Reino Unido cumplir con los compromisos financieros adquiridos así como respetar los derechos de los ciudadanos comunitarios viviendo en suelo británico.  

A partir de estos momentos, la Unión Europea se adentra en terreno desconocido, en una suerte de arenas movedizas en donde las incógnitas se cuentan por pasos y su grado de dificultad se mide por la necesidad de atravesar un fango más o menos profundo.

En el corto plazo somos optimistas y pensamos que el lodo será sencillo de sortear para Europa. No pasamos por alto que las negociaciones entre Reino Unido y la U.E. de cara a cerrar la futura relación comercial serán duras, con temas tan espinosos como el acceso de la flota pesquera comunitaria a las aguas británicas del mar del Norte. Ni siquiera descartamos que las negociaciones se alarguen más allá de este año, fecha acordada para cerrar el acuerdo.  

Pero en nuestra lógica positiva de pensamiento pesan dos aspectos. El primero es el hecho que la U.E. es el mayor socio comercial de Reino Unido, totalizando el 45% de las exportaciones y el 53% de las importaciones del país en 2018. El segundo es la idiosincrasia británica, con una visión pragmática y mercantilista aplicada en sus 47 años de pertenencia al club. Esto nos permite aventurar su deseo de seguir en buenos términos con el mayor bloque comercial del mundo.

A medio y largo plazo la visión es distinta, el lodo resbaladizo y el terreno por momentos escarpado. Todo comenzará en mayo con la convocatoria de una conferencia sobre el futuro de Europa, con posible extensión hasta 2022 del periodo de consultas en torno a las posibles reformas a efectuar. La primera “hora de la verdad” llegaría no obstante con los presupuestos comunitarios 2021-27, ya sin Reino Unido y cuyas negociaciones preliminares han provocado desencuentros. Por otro lado, el juego de re-equilibrio de fuerzas entre países y bloques ganará enteros y será clave en torno al camino a seguir, teniendo en cuenta el relevo de Merkel en Alemania y las presidenciales francesas, ambos eventos de nuevo en 2022.  

Las recientes crisis financiera y migratoria, y sobre todo la primera escisión en la historia de la U.E., obliga a los socios a replantearse los mimbres fundacionales y mirar hacia adelante en su redefinición del proyecto comunitario, clave para la supervivencia de la U.E.. Al igual que en las empresas familiares el relevo generacional marca muchas veces la suerte de la compañía -éxito renovado o agonía hasta desaparecer-, la marcha del hermano británico constituye el toque de atención más importante hasta la fecha en la familia comunitaria.

Pedro Sastre es Analista Senior de Estrategia de Mercados de Banca March

Tribuna publicada en La Vanguardia

Buscador de noticias

Fin del contenido principal